El sacerdote Rómulo Aguilar Sánchez recibió la Llave de la Ciudad de Panamá por su valiosa y destacada labor como líder de la iglesia católica panameña y su aporte al éxito de la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) 2019 realizada en Panamá.

“No me lo esperaba, tremenda sorpresa. No soy digno, pero si el Señor lo quiere así, así será”, expresó el padre Aguilar.

El acto se efectuó en el parque Francisco Arias Paredes, donde también se dio homenaje a Víctor Chang y Omar Pinzón por parte del Comité Organizador Local de la JMJ.

Categorías: Uncategorized

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: